Review Nike Zoom Air Pegasus 35

0

Cuando ya empezaba a dar vueltas por mi cabeza que era tiempo de renovar mis Pegasus 33, me llegó la invitación de probar la última versión: era el destino, nos teníamos que conocer. Les había agarrado particular cariño a las antecesoras, ya que no solo habían recibido piropos en sus salidas a terreno, sino que sentía que el modelo se ajustaba muy bien a lo que yo buscaba en una zapatilla de running, es decir, comodidad ante todo. Bueno y, en un segundo plano, pero igual de importante para nosotras las mujeres, el diseño es muy bonito y complementa perfecto un outfit para salir a aplanar las calles.

La última actualización de las Nike Air Zoom Pegasus prometía haber escuchado hasta el mismísimo atleta Mo Farrah, por lo que no se me ocurría que podía haber cambiado en dos modelos que las hicieran particularmente mejores. Me llevé unas cuantas sorpresas y a continuación las quiero detallar:

Nike Air Zoom Pegasus 35 Parte Superior

Al principio me pareció que había una mayor rigidez y que la lengüeta había quedado demasiado ceñida a la zapatilla. Después al usarla me di cuenta de que el calce y lo agradable que quedaba al pie tenía que ver con cómo lo habían pensado. Lo que el collar se aleja del talón de Aquiles es algo que no sé apreciar, pero de que son cómodas, lo son. Los cortes de la malla se mantienen y la costura de la capellada también, lo que me gusta mucho, porque creo que es un buen diseño que no sólo lo hace ver moderno, sino que se ajusta perfectamente.

Nike Air Zoom Pegasus 35 Suela

Sin duda lo que las hace famosas es su suela. Blanda, de amortiguación agradable, pero sin perder estabilidad. Como mencioné anteriormente, al probármelas las percibí rígidas, sin embargo, al salir me sentí confiada, como si hubiese estado entrenando con mis Pegasus 33 de siempre. Me olvidé del tiempo y fue así cómo salieron 6 kilómetros por la costanera de Viña del Mar, como si nada. La suela fue precisamente una de las actualizaciones más importantes, que tuvo en cuenta una combinación de las últimas versiones de las Pegasus. En el caso de la versión femenina, la espuma Cushlon es ligeramente más suave, pensada específicamente para nosotras, detalles que se agradecen, considerando nuestras necesidades.

Las nuevas Pegasus no me defraudaron y sé que tenemos muchos kilómetros y victorias por delante.